Accidente con un coche prestado

Accidente con un coche prestado

En nuestros días, se ha convertido en algo completamente normal el hecho de que una persona preste su vehículo a un tercero, bien sea familiar, o amigo. Pudiendo ser, tal acción, motivada por múltiples razones. Las cuales van desde una simple necesidad de trasladarse rápidamente de un lugar a otro, hasta por estar en estado de ebriedad y necesitar que alguien más conduzca.

En este orden de ideas, el conductor de un coche prestado no escapa de los peligros de la carretera, por lo que podría sufrir un accidente de tráfico y si se sufre un accidente con coche prestado las cosas suelen verse más complejas. Siendo el responsable del mismo, por medio de su aseguradora, el que se deberá encargar de resarcir a las víctimas por los daños ocasionados.

¿Quiénes serán indemnizados tras un accidente con un coche prestado?

Ante un accidente con un coche prestado, primero se debe evaluar quien tiene la culpa del mismo para conocer quienes recibirán una indemnización.

En caso de que el siniestro no haya sido provocado por el conductor del coche prestado, no tendrá que encargarse de los daños y perjuicios acaecidos en el mismo. En su lugar, lo hará la aseguradora del responsable del accidente de tráfico.

En este sentido, la aseguradora indemnizará a todas y cada una de las víctimas, incluyendo a la persona a la que se le prestó el rodado. Así como a los ocupantes de los vehículos involucrados. Por lo que recibirán no solo una compensación por los daños físicos y materiales sufridos, si no, además, asistencia sanitaria gratuita en el centro médico, público o privado, que escojan. No obstante, el culpable del siniestro no recibirá indemnización alguna.

Por su parte, si el responsable del accidente fue el conductor del vehículo a motor prestado, deberá responder por los daños ocasionados a terceros. No siendo así respecto al propietario del coche, siempre y cuando éste lo haya asegurado. En cualquier caso, la aseguradora se encargará de aquellos gastos en torno al accidente, lo que incluiría también a los ocupantes de los rodados.

Pese a lo antes dicho, un buen abogado especialista en accidentes de tráfico siempre recomienda leer muy bien la póliza que se contrató. Esto, debido a que algunas compañías de seguro suelen colocar ciertos obstáculos en los casos mencionados con anterioridad.

¿La aseguradora tiene alguna acción si indemnizó a las víctimas de un siniestro provocado por la persona a la que le presté mi coche?

La aseguradora tiene alguna acción si indemnizó a las víctimas de un siniestro provocado por la persona a la que le presté mi coche

Sí, una acción de repetición de conformidad con lo establecido en el artículo 10 de la LRCSCVM. La misma le otorga dicho derecho a la aseguradora una vez que esta ha indemnizado a las víctimas del siniestro. Esto, en los siguientes supuestos contemplados en la precitada norma jurídica:

“El asegurador, una vez efectuado el pago de la indemnización, podrá repetir:

a) Contra el conductor, el propietario del vehículo causante y el asegurado, si el daño causado fuera debido a la conducta dolosa de cualquiera de ellos o a la conducción bajo la influencia de bebidas alcohólicas o de drogas tóxicas, estupefacientes o sustancias psicotrópicas.

b) Contra el tercero responsable de los daños.

c) Contra el tomador del seguro o asegurado, por las causas previstas en la Ley 50/1980, de 8 de octubre, de Contrato de Seguro, y, conforme a lo previsto en el contrato, en el caso de conducción del vehículo por quien carezca del permiso de conducir.

d) En cualquier otro supuesto en que también pudiera proceder tal repetición con arreglo a las leyes.

La acción de repetición del asegurador prescribe por el transcurso del plazo de un año, contado a partir de la fecha en que hizo el pago al perjudicado”.

¿El conductor de un coche prestado puede tener asesoramiento legal gratuito?

Dependerá de la póliza de seguro que haya contratado el propietario del coche. Sin embargo, es muy poco probable que esto ocurra, puesto que muchas aseguradoras se limitan a incluir solo al asegurado como beneficiario de la defensa jurídica.

Asimismo, el seguro defensa jurídica posee ciertos límites en cuanto a los honorarios de los abogados, por lo que suelen cubrir únicamente entre 300 y 3000 euros.

¿Qué ocurre si el conductor de un coche prestado tiene menos de 25 años?

Qué ocurre si el conductor de un coche prestado tiene menos de 25 años

Muchos jóvenes dueños de vehículos creen, de forma errónea, que, al colocar a sus padres como titulares en la póliza del seguro, estarán cubiertos. No obstante, nada más lejos de la realidad, pues las cláusulas de estos contratos suelen excluir de la cobertura a los menores de 25 años.

Ahora bien, hasta el 2014, cuando un accidente de tráfico era provocado por un conductor novel, la aseguradora se encargaba de indemnizar a las víctimas. Tras esto, reclamaba el pago efectuado al tomador del seguro. No obstante, en dicho año, el Tribunal Supremo, mediante una sentencia, prohibió que se realizará la acción de repetición del monto cancelado al asegurado.

¿Existe alguna consecuencia penal si se presta el coche a una persona sin carné y ocasiona un accidente de tráfico?

Sí, podría considerarse al propietario del vehículo como cooperador, pues el conducir un vehículo sin carné es considerado delito, y al haberlo prestado, estaría contribuyendo a la comisión del mismo.

Ahora bien, el delito antes mencionado, se encuentra contemplado en el artículo 384 del Código Penal, el cual reza lo siguiente:

“El que condujere un vehículo de motor o ciclomotor en los casos de pérdida de vigencia del permiso o licencia por pérdida total de los puntos asignados legalmente, será castigado con la pena de prisión de tres a seis meses o con la de multa de doce a veinticuatro meses o con la de trabajos en beneficio de la comunidad de treinta y uno a noventa días.

La misma pena se impondrá al que realizare la conducción tras haber sido privado cautelar o definitivamente del permiso o licencia por decisión judicial y al que condujere un vehículo de motor o ciclomotor sin haber obtenido nunca permiso o licencia de conducción”.

¿Tiene importancia el tipo de seguro que escoja para que la aseguradora cubra los daños de un accidente?

Sí, pues dependiendo del mismo, se tendrá mayor o menor cobertura ante los daños provocados en un accidente de tráfico donde sea considerado el culpable. Las pólizas de seguro son diferentes entre sí, por lo que se debe elegir la que más se adapte a las necesidades individuales, para que de este modo cubra daños específicos o totales.

En este sentido, un seguro a terceros resulta ser el más básico, y con el que, de acuerdo al decreto regulador de accidentes de tráfico, debería contar al menos todo vehículo. Esto, porque al tenerlo, la aseguradora se encargará de cubrir todos los daños ocasionados a terceros en caso de ser el responsable del siniestro.

Asimismo, el seguro a terceros puede ser ampliado, de modo que no solo abarcaría la responsabilidad civil obligatoria, si no, además, indemnizaciones por incendios, robos, entre otros.

En cuanto al seguro a todo riesgo, al contratarlo, el asegurado contará con una amplia cobertura por toda clase de daños provocados a terceros, si es el culpable del accidente. Así como los propios.

Además, también existe una variante del seguro a todo riesgo conocida como “franquicia”, en la cual el asegurado asumirá parte del riesgo de lo asegurado. Por lo que, si sufre un siniestro, y es el responsable del mismo, deberá pagar un determinado monto para cubrir los daños.

¿Es buena idea prestarle el coche a un tercero si lo necesita?

Es una decisión completamente personal y libre, de modo que el propietario del vehículo puede prestarlo a la persona que desee. No obstante, debe comprender los riesgos que esto implica para sí mismo y para los demás, los cuales dependerán de diversas circunstancias que giran en torno al conductor del coche prestado.

A este respecto, siempre se debe procurar prestar el vehículo a una persona que sea completamente responsable y posea un carné de conducir. Caso contrario, podría ser contraproducente no solo para el propietario del coche, si no también, para terceros, los cuales pueden resultar lesionados en un accidente provocado por la imprudencia del conductor.

Preguntas frecuentes

Seguidamente se le mostrará un apartado con un conjunto de preguntas frecuentes variadas y sus respuestas respecto al tema previamente estudiado. Ante cualquier otra duda, puede ponerse en contacto con nuestra firma de abogados especialistas en accidentes de tráfico a través del número de contacto que figura en la página web.

¿Es ilegal prestar un vehículo a un familiar o amigo?

No, no es ilegal hacerlo, pues no existe ordenamiento jurídico alguno que lo prohíba. No obstante, se debe tener amplio conocimiento de la persona que lo vaya a conducir para evitar inconvenientes. De modo que no debe prestar su vehículo si, por ejemplo, el individuo no tiene carné de conducir.

¿Quién responderá por los daños ocasionados a las víctimas del siniestro con un coche prestado?

Esto dependerá de quien haya sido el culpable del accidente de tráfico. En todo caso, la aseguradora del responsable será la que cubra, en atención al seguro obligatorio de responsabilidad civil contratado, los daños ocasionados a las víctimas.

¿El conductor de un vehículo prestado puede ir a la cárcel si carece de un carné para conducir?

Sí, de acuerdo a lo contemplado en el artículo 384 del Código Penal, el conductor de un vehículo que carezca de un carné de conducir vigente, estaría cometiendo un delito. El cual es penado con prisión de 3 a 6 meses.

Sin embargo, dependiendo de la gravedad del asunto, podría ser simplemente multado de 12 a 24 meses, o en su defecto, imponerle trabajo para la comunidad por un período de 31 a 90 días.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *